Violencia de Género y Violencia Doméstica

¿Estáis seguros de que sabéis el significado de violencia de género y violencia doméstica?

¿Estáis sufriendo o conocéis a alguien que lo está padeciendo?  Si es así, ¿cuáles son los pasos a seguir para ayudar o pedir ayuda?

Violencia de género ocurre cuando un miembro de la familia utiliza un comportamiento violento o abusivo para controlar a otra persona de su entorno. Puede incluir abuso físico, verbal, emocional, económico o sexual.  Por ejemplo: golpeando, gritando, insultando, amenazando, controlando el dinero o produciéndose actos sexuales sin consentimiento.

Las consecuencias de todo esto son la anulación de tu propia identidad y la pérdida de tu autoestima.

Las mujeres y los niños son los que sufren más violencia de género y violencia doméstica, sujetos a comportamientos abusivos y violentos,  por parte de sus compañeros, padres o padrastros.  Igualmente, se da la violencia doméstica en la que se ve afectado el hombre como figura maltratada.  En todo caso, la violencia de género y violencia doméstica afecta a todos: da igual la condición social o religiosa que tenga la persona.  Para la violencia no hay edad, ni tampoco condición sexual.

Es importante que te des cuenta que tú no eres responsable de los actos que cometen los demás.  NO es tu culpa.  Tienes todo el derecho a vivir sin miedos, sin abusos y con respeto. ¡Tanto tú como tus hijos!  Las mujeres que son  madres tienden siempre a la  protección de sus hijos.  Protejámosles a ellos pero al hombre, dejémosle que se proteja solo.  Nosotros no somos sus madres, somos sus compañeras.  Busquemos el respeto en lo que se basa la convivencia.

El próximo paso es buscar ayuda, información y apoyo.  Estos pasos te  ayudarán a alcanzar el derecho a vivir libre de comportamientos abusivos y violentos – tanto para ti como para tus hijos.

Concienciemos a la sociedad en su ayuda pero nunca cuestionando el “porque” hemos aguantado.  Nuestra lucha siempre por mantener una familia es la que nos hace muchas veces soportar situaciones que NO nos las merecemos.

Todas las personas que sufran violencia de género y violencia doméstica o doméstica pueden dirigirse a nuestra asociación donde encontraran todo tipo de ayudas.

Carmen Sánchez Flores
Presidenta